Ajedrez neoclásico: Gabriel Fernández de Bobadilla e Iván Salgado

El inventor de Neoclassical chess (Gabriel Fernández de Bobadilla), entrega el premio al ganador del Masters (Iván Salgado)

inventor-y-ganador

 

El ajedrez Neoclásico tiene su origen en la necesidad de hacer frente al impacto que el ordenador ha tenido en el ajedrez en la fase de la apertura, tanto durante el entrenamiento como durante las partidas, que ha convertido un problema ya existente en uno mayúsculo. La preparación de aperturas consume para el profesional y el amateur una gran parte del tiempo de preparación y muchas veces se convierte en una ardua tarea memorística destinada sobre todo a evitar la sorpresa desagradable de una línea preparada y menos a adquirir conocimientos sobre las ideas principales de cada variante. Por supuesto queda poco tiempo para entrenar el medio juego o el final o para disfrutar de las partidas magistrales. Durante una buena parte de la partida se pierde la espontaneidad y la identidad del ajedrez como lucha del intelecto y como deporte, basada necesariamente en el desempeño en partida viva (“Over the Board” o “OTB”). Muchas veces nos encontramos rebuscando en la memoria cuál era la jugada buena en una posición determinada, en vez de aplicar sobre el tablero lo que sabemos de ajedrez.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *